Este contenido viene de la versión anterior de nuestro sitio. Puede que no se vea 100% correcto ;)

Dibujo

Cuando tenía sólo 16 años Luigi Prina ganó un concurso nacional de aeromodelismo. Cincuenta años más tarde, el ahora exitoso arquitecto conoció a un pintor y constructor de barcos llamado Eugenio Tomiolo y mientras hablaban hicieron una apuesta: que quizá Prina podría tomar uno de los pequeños modelos de barcos de Tomiolo y hacerlo volar como un avión.

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=pP8LRC1q2vM[/youtube]

Entonces una nueva pasión nació y Prina se ha dedicado desde hace 20 años a la construcción de maquetas de barcos que vuelan, bicicletas y demás aeronaves no convencionales.