Cargando galería...
Los atrayentes y repulsivos retratos de Lakormis
Los atrayentes y repulsivos retratos de Lakormis
Los atrayentes y repulsivos retratos de Lakormis
Los atrayentes y repulsivos retratos de Lakormis
Los atrayentes y repulsivos retratos de Lakormis
Los atrayentes y repulsivos retratos de Lakormis
Los atrayentes y repulsivos retratos de Lakormis
Los atrayentes y repulsivos retratos de Lakormis
Los atrayentes y repulsivos retratos de Lakormis
Los atrayentes y repulsivos retratos de Lakormis
Los atrayentes y repulsivos retratos de Lakormis
Los atrayentes y repulsivos retratos de Lakormis
Los atrayentes y repulsivos retratos de Lakormis
Los atrayentes y repulsivos retratos de Lakormis

dbd26238299821.575c82c48f4d0
Hace unos años hablamos de la artista turca Merve Morkoç, a.k.a. Lakormis, en este blog. Desde entonces ha seguido pintando, tanto en las paredes de su ciudad, Estambul, como en lienzos, sus retratos y composiciones que, probablemente, no te harán sentir muy cómodo. Si tienes tripofobia, sin duda, no podrás mirar algunos de sus trabajos más de dos segundos.

ce0edc38299821.575c7b526e8c6
Aunque las tonalidades pastel, los fondos suaves, las gotas de agua de gran realismo y los motivos florales, traten de engañarnos, las pinturas y objetos artísticos de Lakormis, son todo lo contrario a inocentes e infantiles. Desde un “pedazo de pastel” con un pezón lleno de cavidades extrañas, hasta un rostro desfigurado rayado como por un niño que está aprendiendo a escribir.

Sus obras tienen referencias a sueños tenebrosos que parten de una idea inofensiva y se convierten en escenas de terror sin que nos demos cuenta. Algo se nos remueve por dentro con las imágenes de sus obras, como toda forma de arte debería hacer.