Cargando galería...
El arte del brasileño Muretz
El arte del brasileño Muretz
El arte del brasileño Muretz
El arte del brasileño Muretz
El arte del brasileño Muretz
El arte del brasileño Muretz
El arte del brasileño Muretz
El arte del brasileño Muretz
El arte del brasileño Muretz
El arte del brasileño Muretz
El arte del brasileño Muretz
El arte del brasileño Muretz
El arte del brasileño Muretz
El arte del brasileño Muretz
El arte del brasileño Muretz
El arte del brasileño Muretz
El arte del brasileño Muretz
El arte del brasileño Muretz
El arte del brasileño Muretz
El arte del brasileño Muretz

Al brasileño Muretz siempre le costó encajar en un entorno académico. El artista, muralista e ilustrador nacido en Sao Paulo, Mauro Golin, fue expulsado del colegio a los 15 años porque pasaba todo el día dibujando, y a los 18 abandonó sus estudios de Comunicación Social frustrado por algo que tampoco le interesaba.


Finalmente ha terminado ganándose la vida gracias a aquello que no le permitió ser “igual que el resto”. En 2003 encontró su lugar para estudiar en la Saint Martins de Londres, y después de eso, regresó a su país natal para pintar paredes. Desde entonces ha aparecido en revistas, programas de televisión, y periódicos de todo el mundo.


Sus ilustraciones y murales sacan a relucir su especial sentido del humor con un trazo simple y personajes que se asimilan a los de los cuentos infantiles pero con ciertos tintes de crítica social. Sus piezas en blanco y negro lo acercan al arte abstracto y exploran ciertos aspectos del movimiento.