Boxer de Nicolai Howalt

Varios | Por hace 5 años.
Este contenido viene de la versión anterior de nuestro sitio. Puede que no se vea 100% correcto ;)

Durante tres años, Nicolai Howalt, siguió a un grupo de niños boxeadores daneses y los fotografió antes y después de sus peleas. De esto nació el libro de fotografías “Boxer”, retratos de adolescentes llenos de emoción, energía, adrenalina y golpes.

Los retratos son dobles, mostrando los cambios emocionales y físicos, de estos niños-adolescentes que se suben a un cuadrilátero de box. El boxeo se convierte en un símbolo de la pubertad en estos niños, haciéndose hombres a combos, ganando respeto y admiración a pura bravura.

El boxeo ha sido desde siempre amado y criticado. Es deporte y pelea a la vez, brutal y gallardo, arma para salir de la pobreza o medio para encontrar la propia identidad. El propio Howalt practicó boxeo cuando era adolescente en Dinamarca, quizás desde ese tiempo quedaron estas caras guardadas en su memoria.