Alex Trochut

Varios | Por hace 5 años.
Este contenido viene de la versión anterior de nuestro sitio. Puede que no se vea 100% correcto ;)

Más es más

por Rodolfo García


Nombre: Alex Trochut
Fecha de nacimiento: 1981
Lugar de nacimiento: Barcelona

Me gusta trabajar con tipografía porque es el lenguaje más propio del diseñador gráfico; me encanta la ilustración también, pero siempre me he querido sentir más cercano al diseño gráfico

Es importante para mí que cada proyecto se lleve a cabo con la dedicación que se merece, prefiero decir que no a tener que entregar algo que ya sé, de entrada, que no tendré el tiempo necesario para poderlo acabar tal y como se debería

(Freshculture.net)



En una época en que el minimalismo parece ser el fin de la historia en el diseño contemporáneo, el barcelonés Alex Trochut nada contra la corriente editando su libro ‘More is More’. Lo acaba de lanzar en la feria OFFF de su ciudad de origen, e incluye en él no sólo sus trabajos (para marcas que van de Nike a Absolut, y nombres que oscilan entre Arcade Fire y The Decemberists), sino, además, una sección de sus influencias. El niño estrella del afiche tipográfico español conquista el mundo con apenas 30 años.

La riqueza arquitectónica de la capital de Cataluña, donde Alex Trochut creció y estudió, ha sido, con sus líneas barrocas y hasta rococó, por momentos, una influencia vital en la manera de enfrentar su estilo creativo para este joven diseñador dedicado a la tipografía y al afiche tipográfico. Su filosofía y su visión van a contracorriente de un movimiento que desde hace 20 años domina la escena mundial: el minimalismo. Ya las vanguardias de artistas plásticos como Rothko habían iniciado a mediados del siglo XX una tendencia que sería predominante al terminar éste y al iniciarse el siglo XXI: en términos estéticos, el ‘menos es más’ se imponía con su sobriedad en todos los ámbitos.

De la música (ese minimal house, que se volvió tan recurrente), hasta la arquitectura, el diseño de interiores, el paisajismo (el auge de lo japonés), la publicidad y la moda de vestuario (combinar pocos elementos y colores): lo mínimo se volvió un sinónimo de elegancia, sofisticación y (post)modernismo. De lo bueno, poco (y caro, habría que agregar). Las líneas sensuales y exuberantes, ricas en formas y, a veces, colores de los trabajos de Alex Trochut son la mejor aplicación práctica a su concepto revolucionario, al límite de lo punk, como actitud, al estar a la contra de lo predominante. No es casual que, de su tierra natal, Salvador Dalí y Joan Miró sean dos figuras que el diseñador admira mucho y toma como inspiración. Trochut habla un catalán perfecto y comenta que está tan metido en el universo de su ciudad, que le maravilla cuán distinto es el mundo cuando viaja. “El ‘more is more’ quiere decir muchas cosas: puede ser tener muchos referentes para tener más ideas, poder tener muchas posibilidades para tener más resultados, y, también, cuanto más trabajas, más consigues. Creo que refleja la actitud que hay frente al diseño”, ha comentado.

Alex Trochut es un tipo sencillo, que en sus bolsillos siempre lleva su I-Pod, su billetera y sus llaves y que, pese a lucir camisetas y jeans, sabe perfectamente cómo entender y cumplir con los requerimientos de sus clientes. La parte ‘mercantil’ de su arte la tiene asumida y su pasión por crear cosas bellas y visualmente excitantes le han hecho volverse una suerte de perfeccionista obsesivo que prefiere usar herramientas digitales porque ahí puede hacer y deshacer cuantas veces quiera su labor hasta quedar finalmente conforme con el resultado. La tipografía se ha vuelto su pasión, y él se ha ganado un espacio gracias a ella. De trabajar en estudios, este artista pasó a la independencia del free-lance gracias a su reputación. La que no es poca: ha trabajado para Nike, Diesel, Absolut, entre otras firmas importantes, además de afiches para nombres pop tan relevantes como The Rolling Stones, Arcade Fire y The Decemberists.



Arte abstracto

Para Alex Trochut, la tipografía, su gran amor artístico, es el elemento más cercano a lo abstracto y a la gráfica en una creación visual, ya que la ilustración y la fotografía se remiten a lo figurativo. Según dice, sus creaciones tratan de equilibrar abstracción y legibilidad, dependiendo de quién sea el cliente y del formato que esté aplicando, si éste es más bien amplio o reducido. Optimista, este creador catalán tiene una gran visión de futuro, y augura un buen desarrollo del diseño gráfico en las décadas a venir, gracias tanto a un crecimiento de la audiencia como a la valoración de este arte y a su potencial creciente producto del constante progreso de las herramientas digitales. Freehand es su programa predilecto, y compone principalmente en la computadora utilizando lápiz digital.

Sus anhelos futuristas resultan divertidos si se considera que su bisabuelo y su abuelo fueron tipógrafos. Éste último, Joan Trochut (1920-1980), a quien no alcanzó a conocer, desarrolló el sistema SúperVeloz. Éste fue producido en 1942 por la Fundición Tipográfica Iranzo, en Barcelona. El novedoso sistema tipográfico ofrecía una colección de figuras que se podían acoplar para hacer combinaciones y así multiplicar las posibilidades de uso. La versatilidad de SúperVeloz le permitió a los impresores desarrollar sus propias ideas (crear logotipos, alfabetos, caracteres e incluso ilustraciones) sin las restricciones usuales que implicaba el trabajo con las piezas de plomo, y además por un precio bastante bajo, acomodado a los bolsillos de una España empobrecida por las guerras.



El libro

En la multitudinaria Feria OFFF de este año (Barcelona) fuimos testigos de la presentación que Alex Trochut hizo de su primer libro, ‘More is More’, en el que, además de recopilar una amplia selección de sus creaciones, dedica una parte considerable a mostrar y elucubrar sobre sus influencias, ya que, afirma, éstas son un pilar fundamental en su trabajo. “Tengo el complejo Justin Bieber, me considero muy joven para escribir un libro. Sí, puedo mostrar lo que me gusta”, afirma al ser inquirido por este tema. “Estas influencias funcionan como imanes, que te hacen moverte en distintas direcciones”, precisa al respecto.

En su obra, Alex Trochut aborda cinco aspectos. El primero es el entorno, es decir, el estudio. Luego, la familia, al hablar de Joan Trochut. En tercer lugar, sus referentes del mundo del diseño, como Milton Glaser y Herb Lubalin. Otra parte está dedicada al arte de tipo geométrico y abstracto, con ejemplos como Vasareli y Escher. Finalmente, el diseñador incluye el arte mediterráneo de Miró, Dalí y Picasso. En conjunto, se trata de su propia ventana al mundo del diseño artístico, a través de la cual es posible ver cosas y detalles, cualquiera sea el lugar en el que se detenga la vista. “El horror vacui del minimalismo y de la escuela suiza, más racional, me da pavor”.